aceptar

¡Atención! Este sitio usa cookies propias y de terceros y tecnologías similares.
Al navegar estás aceptando nuestra politica de cookies y LOPD
Como establece la Ley Orgánica 15/1999 de Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD), Cannabis Nature.com informa a los usuarios de su sitio web que los datos personales introducidos en la web, serán incluidos en un fichero automatizado bajo la responsabilidad de CannabisNature.com, con la finalidad de poder cumplir, facilitar y finalizar los compromisos establecidos entre ambas partes.

Categorías

Información

¡Lo más vendido!

Novedades

Marcas

Sin marcas

¿PUEDE AYUDAR EL CANNABIDIOL A LOS ENFERMOS DE ESQUIZOFRENIA?

Publicado de
¿PUEDE AYUDAR EL CANNABIDIOL A LOS ENFERMOS DE ESQUIZOFRENIA?

¿PUEDE AYUDAR EL CANNABIDIOL A LOS ENFERMOS DE ESQUIZOFRENIA?

En la actualidad se tiende a considerar el cannabidiol, un compuesto extraído de plantas como la marihuana o el cáñamo, como un herramienta terapéutica útil en el tratamiento sintomático de la esquizofrenia. Hay estudios científicos que así lo sugieren, al tiempo que hacen hincapié en su buena tolerancia.

¿QUÉ ES LA ESQUIZOFRENIA? 

La esquizofrenia o psicosis es un trastorno psicológico grave que afecta a quienes lo sufren a nivel individual y social. Entre otros síntomas, los afectados pueden sufrir alucinaciones auditivas y visuales, experimentar dificultades a la hora de distinguir entre lo que es real y lo imaginario, pérdida de capacidad de comunicación y deterioro emocional. Igualmente, pueden albergar ideas delirantes. Como consecuencia, los afectados suelen tener una pobre calidad de vida y graves dificultades en las relaciones personales y sociales.

Contrariamente a la creencia popular (y pese a que sí que existe un pequeño porcentaje de enfermos que sí pueden mostrarse agresivos), la mayoría de las personas esquizofrénicas no son peligrosas ni violentas. Aunque se desconoce la etología exacta de la enfermedad, sí se sabe que no tiene su origen en causas psicológicas relacionadas con experiencias traumáticas infantiles. En cambio, sin haberse llegado a la certeza al respecto, se sospecha de causas tanto biológicas (un desequilibrio de los neuro-transmisores cerebrales), como genéticas o de respuesta auto-inmune. En menor medida, también se considera la posibilidad de que se trate de infecciones virales. La amplitud de la enfermedad conforma un amplio abanico de síntomas, que no son iguales ni están siempre todas presentes en todos los enfermos. Por eso se habla de subtipos de esquizofrenia, siendo el más común la paranoia, que consiste en percepciones imaginarias de persecución.

LAS CIFRAS DE LA ESQUIZOFRENIA

21 millones de personas en el mundo sufren esquizofrenia; de ellas, 600.00 en España. Estas personas ser objeto de discriminación y difícilmente logran la inclusión social. Su esperanza de vida es sustancialmente menor que la de la población sana.

¿TIENE CURA LA ESQUIZOFRENIA? 

Desafortunadamente aún no existe una cura que suponga la reversión de la enfermedad y la vuelta a una total normalidad. No obstante, sí que existen tratamientos farmacológicos para atenuar los síntomas y las crisis y mejorar la calidad de vida de los afectados, hasta el punto de que pueden reintegrase en la sociedad y llevar vidas satisfactorias. En este sentido, podríamos calificar a la esquizofrenia como una enfermedad crónica. Básicamente, podrían dividirse en dos grupos:

--Los tratamientos farmacológicos con antipsicóticos, como el haloperidol y la tirodiazina o aquellos que se llevan a cabo los llamados neurolépticos atípicos. Los primeros corrigen el desequilibrio de la dopamina; los neurolépticos, por su arte actúan sobre otro neurotransmisor, la serotonina. Son, en ambos casos tratamientos agresivos, con efectos secundarios no deseables, pero que consiguen una estabilización y mejora en los pacientes (mejora que desaparece fácilmente si estos abandonan el tratamiento) y les dan la oportunidad de una participación en la vida social.

--Las terapias psicosociales, complemento de los anteriores tratamientos farmacológicos. Centradas en el apoyo de los médicos, las terapias ocupacionales y los grupos de autoayuda. También los centros de internamiento (para entendernos, los manicomios) que, por fortuna ya ha dejado de ser el “único recurso” contra la enfermedad y que, por otra parte, han mejorado mucho en cuanto s sus prestaciones con respecto a la idea clásica, francamente siniestra, que se tenía de ellos. La colaboración activa del entorno familiar y social del enfermo también son también vitales.  

EFECTOS SECUNDARIOS DE LOS FÁRMACOS CONTRA LA ESQUIZOFRENIA

Tanto los antipsicóticos como los neurolépticos pueden presentar efectos secundarios, que van desde dar lugar a reacciones que van desde la arritmia cardíaca a la ansiedad, pasando por temblores, dolores musculares, espasmos y hasta disfunción sexual. En general, los medicamentos neurolépticos son mejor tolerados. Y hay que señalar que tato estos efectos no se presentan en todos los enfermos, o lo hacen con intensidades muy diversas. Ciertamente, son tratamientos agresivos para una enfermedad invasora e incapacitante.

 

¿QUÉ PUEDE HACER EL CANNBIDIOL PARA AYUDAR A LOS PACIENTES ESQUIZOFRÉNICOS?

Desde hace años, se están sucediendo estudios científicos y estadísticos que sugieren los beneficios de un tratamiento con cannabidiol. El cannabidiol es un componente de la planta de marihuana, precisamente el componente que aminora las sensaciones para-psicóticas temporales (alteración de la realidad, etc) asociadas al consumo de esta sustancia, y que proceden de otro de los componentes de la planta, el THC. Esta característica dio la pista a los científicos: ¿Podría el cannabidiol ser eficaz para una condición permanente en cierto modo semejante, como es la esquizofrenia?

Un estudio científico realizado en Alemania con medio centenar de  pacientes divididos en dos grupos; a uno de los grupos se les trató con antipsicóticos, al otro con cannabidiol. No hubo diferencias significativas en cuanto a los resultados (positivos) de ambos tratamientos. La diferencia radicó en que aquellos que habían sido tratados con el derivado del cannabis tuvieron menos efectos secundarios y menos aparatosos. Pese a que el mecanismo de acción, como ocurre con antipsicóticos y neurolépticos no está completamente determinado (cosa que no ocurre con otros medicamentos; por ejemplo, el mecanismo de acción de los antibióticos se conoce perfectamente), los resultados son evidentes, y también son tenidos en cuenta por la comunidad científica. En el caso del cannabidiol se cree que la mejora está relacionada con el descenso de los niveles de un neurotransmisor, la anandamida.

Por su parte, la prestigiosa revista American Journal of Psychiatry publicó un estudio donde se comparaban los resultados obtenidos entre dos grupos de esquizofrénicos: uno al que se le suministró cannabidiol y otro al que se le dio un placebo (estudio de doble ciego). Los resultados dejaron patente una mejora emocional y cognitiva del grupo que había recibido el derivado del cannabis, mientras que apenas hubo cambios en el segundo grupo.

Finalmente, citar la conclusión de un reciente estudios de los neuropsicólogos McGuire y Robson (2018) que han concluido que “Nuestros hallazgos sugieren que la CDB tiene efectos beneficiosos en pacientes con esquizofrenia. Como los efectos de la CBD no parecen depender del antagonismo de los receptores de dopamina, este agente puede representar una nueva clase de tratamiento para el trastorno”.

En definitiva; En la “dimensión desconocida” causal de la esquizofrenia, el uso de aceite de cannabidiol (CBD) resulta algo muy prometedor que merece ser tenido en cuenta, tanto en sí mismo como en calidad de complemento de otras terapias, ante las que presenta la ventaja de tener, por lo general, unos efectos secundarios más tolerables.

¿ES EL CANNABIDIOL UNA SUSTACIA ILEGAL?

En absoluto. Aparte de extraerse de la marihuana, una planta con problemas legales en muchos países, también se extrae del cáñamo, que no comparte estos problemas.

Dejar un comentario

Dejar una respuesta

* Nombre:
* E-mail: (No se Publica)
   Website: (Site url withhttp://)
* Comentario: